Es mi esposa en la calle pero mi puta en la cama; a mi vieja le encanta el sexo duro, los golpes y los baños de leche.
Descargar Vídeo
18.787 visitas
| REPORTAR
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votes, average: 5,00 out of 5)
Cargando…
Es mi esposa en la calle pero mi puta en la cama; a mi vieja le encanta el sexo duro, los golpes y los baños de leche.

Mi esposa es una señora católica respetable para todo el vecindario, pero apenas me la llevo a la cama, se transforma en una putita viciosa a la que le encanta que la traten como la golfa que es, mi verga chorreante se abre paso en la estrechez de su chocho para preñarla, no sin antes dejarle el coño bien abierto y la piel enrojecida a fuerza de bofetones, al igual que nalgadas que le arrancan orgasmo tras orgasmo a la muy zorra,

Ver comentarios

Comentarios

Embed