Luego de dejármela bien babeada para que le resbalara bien sabroso en la panocha, la vieja se empinó solita para que le macheteara la cuquita.

6:29 1125 Visitas
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
Descripción

Díganme quién no agradece que la vieja, además de ponerse en posición para que uno le zampe la reata en la papaya, se ponga proactiva y le dé a uno una rica calentadita con una rica y placentera mamada de verga, de esas que te hacen tener que apretar el asterisco con fuerza para evitar que te gane la calentura antes de tiempo y le termines aventando los mecos en la boca para que se los trague la putita. No sé ustedes, pero si hay algo que valoro un chingo de mi vieja es que no se anda con esas pendejadas de “yo no la chupo porque no soy puta”, es más, mi morra parece que prefiere mil veces ser mi puta que una simple esposa, porque sabe que así, consintiéndome la verga, me tiene bien atado.