Su esposa embarazada y adicta al sexo duro le ruega que se la coja mientras se monta en su verga y se la clava hasta el fondo.

13:35 1965 Visitas
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
Descripción

Al chile, yo sí me cogía a mi vieja cuando estaba embarazada de mi primer hijo. Con el cambio hormonal, ella estaba caliente todos los días y la verdad es que, cuando están preñadas, a las viejas se les pone bien suavecita la piel y desprenden un olor a hembra irresistible. Cuando vi a esta chica montada en la verga de su esposo, haciendo rebotar sus tetas hinchadas de leche, no pude evitar hacerme la paja recordando esos ricos tiempos.